sábado, 16 de febrero de 2008

La mala educación

Zaragoza, zona San José, 12:30 aproximadamente de la mañana.

Como buena hija, la jefa mantis sale de su casa destino supermercado para comprar artículos de primera necesidad en su vida diaria (véase: chicles, coca-colas y galletas con trocitos de chocolate). Todo era normal, o eso creía ella, cuando al salir del citado supermercado justo antes de llegar a su casa noto un cuerpo extraño que se le aproximaba al culo. Cuando, cargada con bolsas llenas, la jefa mantis giró sus antenitas hacia atrás, descubrió dos individuos de aproximadamente 8 y 6 años que jugaban con objetos con una lucecita roja e intentaban tocar diversas partes de su cuerpo (todas ellas incluidas en la parte inferior, y no precisamente en las piernas). La jefa mantis acorralada y con miedo de pegar a alguno de los críos con una bolsa de 24 cocacolas, se ve obligada a refugiarse en la peluquería de abajo de casa, donde el pobre peluquero se queda flipando con la escena que acaba de presenciar.

Ahora mismo no sé si reirme, llorar, o lamentarme por la educación que están recibiendo los niños. Además, la pregunta que realmente me rondaba la cabeza durante todo el "episodio" es ¿dónde está el padre/madre de la criatura en cuestión? ¿Es que ya no puede bajar uno tranquilo a comprar una puta caja de galletas o qué?

3 comentarios:

Eidan dijo...

Quería comentar este post antes pero no he tenido ocasión.
La verdad es que los niñatos de hoy en día son lo peor de varias generaciones. Recuerdo que cuando yo era pequeño se tenía un respeto a la gente mayor (como gente mayor se consideraba toda aquella gente que tenía de 15 años en adelante. Visión de niño) pero hoy en día son peores los críos que la gente mayor. Se meten con todo el mundo, con gente varios años mayores que ellos y claro, se protegen en el hecho de ser menores de edad.
La culpa de todo esto es de los padres, que no imponen un mínimo de disciplina. Si yo hubiera estado en tu lugar no se si me habría aguantado de meterle una buena ostia, aunque me llevaran unos días a la carcel.
Lo triste es que ningún padre asume la culpa. Estos echan la culpa a la sociedad, a la televisión, a internet, a sus profesores... cuando, desde mi punto de vista, la culpa es de los padres que les dejan hacer todo lo que quieren.

BloOdHooD dijo...

Completamente de acuerdo, Eidan. Una pena que pasen estas cosas...

javi dijo...

Yo muchas veces cuando estoy esperando para algo y veo que un crio empieza a hacer el imbecil, y no para, y destroza todo, y su madre/padre no le dice nada me dan ganas de meterle un sopapo...
Joder, y si te quejas otro, coño es que sino salen rebotaos... Yo solo tengo 20 años (weno solo..:() pero me comportaba porque sino sabia lo que me venia, y mas que nada por respeto a la demas gente, cosa que a estos chavales les falta... por culpa suya y por culpa de sus padres...
Pero bueno, que quereis... yo cuando me pongo a ver se lo que hicisteis flipo muuucho de que todo lo que sacan en ese programa sea de verdad...Decidme un programa de la television que no sea serie que merezca la pena... luego que los crios salen reviraos... joder es que menudo television tenemos...
La culpa es de los padres, pero no solo suya...yo creo que la mayoria de la culpa la tiene el pasotismo de la sociedad... esta costumbre de que pasa algo y lo mas facil es mirar hacia otro lado.
Y veo dificil de cambiar esto